Historia

En 1876, Monseñor Rocco Cocchia había visitado a Don Bosco en Turín y le había pedido que enviase a la República Dominicana algunos sacerdotes para que se hicieran cargo del Seminario.

Cincuenta y cuatro años después de la última carta de Monseñor Cocchia a Don Bosco, llegó a la República Dominicana el primer salesiano en la persona del Padre Ricardo Pittini, con el encargo de fundar una Escuela Profesional. Se radicó definitivamente aquí el 6 de febrero de 1934.

El Padre Pascual Richetta, primer director de la nueva “Escuela Salesiana de Artes y Oficios”, había llegado al país el 25 de febrero de 1935. El 26 de agosto recibió en el Puerto de Santo Domingo, juntamente con el Padre Pittini, al primer grupo de salesianos. Fueron ellos: el Padre Francisco Cojazzi; los seminaristas Francisco Bordin, Gerardo Borsbom y Gabino Sánchez; los Coadjutores Clemente Faccin, Pedro Dalla Valle, Mario Veglia, Celestino Dall'Alba y Herminio Taglieri. Aunque increíble, de este grupo vive todavía, junto a la tumba de Don Bosco en Turín, el Señor Mario Veglia. Fueron los primeros de muchos que vinieron a compartirlo todo con los dominicanos. El exceso de trabajo minó la salud de algunos de ellos, hasta tal punto que se vieron obligados después de varios años a regresar a Europa.

Además de haber sido ellos los cimientos humanos de la “Escuela Salesiana de Artes y Oficios”, fueron también los fundadores del Oratorio Festivo: ese Oratorio que realizó una labor promocional, educativa y religiosa de primer orden y al cual recuerdan muchos con amor y nostalgia.

El 30 de enero de 1940 fue inaugurada la iglesia “San Juan Bosco” en Santo Domingo, fruto del celo de Mons. Pittini y del Padre Antonio Flores. Esta iglesia fue, sin duda alguna, el centro de irradiación cristiana en toda la parte alta de la Ciudad de Santo Domingo. La Obra Salesiana empezó a extenderse a partir del año 1945. Fueron naciendo, una a una, las siguientes presencias: Parroquia Sagrado Corazón de Jesús, en Moca; Aspirantado Salesiano, en Jarabacoa, para la formación de los futuros salesianos; Parroquia María Auxiliadora, Parroquia Sagrado Corazón de Jesús, Parroquia San Pedro Apóstol y Parroquia Cristo Rey, en Santo Domingo; Parroquia Santo Domingo Savio en La Vega , y

Parroquia Sagrado Corazón de Jesús, en Mao. Estas parroquias tienen anexas obras educativas y sociales, tales como escuelas y oratorios festivos con canillitas, chiriperos y aprendices; centro juveniles con un cúmulo de actividades formativas y de promoción; dispensarios y proyectos de promoción humana.

Aunque sea de pasada, no podemos dejar de mencionar al Hogar Escuela Santo Domingo Savio, en Santo Domingo, en donde durante cincuenta años, han encontrado calor humano y familiar miles de niños y jóvenes.

La antigua “Escuela Salesiana de Artes y Oficios”, trasladada al Barrio María Auxiliadora de Santo Domingo y convertida en el “Instituto Técnico Salesiano”, al igual que el “Instituto Agronómico Salesiano” de La Vega, continuación de la antigua “Escuela Agrícola San Juan Bosco” de Moca, y el “Instituto Politécnico Industrial de Santiago”, son obras de capital importancia en el proceso de desarrollo de la nación. El entorno del Instituto Agronómico Salesiano, ha cambiado hasta tal punto, que se ha convertido en una zona industrial. A situaciones nuevas, respuestas nuevas: en el año 2005, a la Agronomía le serán añadidas la Informática, Mecánica Industrial, Electrónica General y Electricidad Industrial. En el año 1976 los salesianos pusieron pie en la nueva diócesis de Barahona, precedidos por Monseñor Fabio M. Rivas. Les fue entregada la Parroquia “Cristo Rey” con sus obras anexas. La última presencia salesiana en la Inspectoría fue con la Plaza educativa don Bosco fundada en el año 2008.

De nada habrían valido los desvelos de los salesianos llegados de playas extranjeras sino hubiesen pensado en quiénes tomarían la antorcha al faltar ellos. Fue ése el motivo para la fundación del Aspirantado Salesiano de Jarabacoa, en el año 1947. Años más tarde se empezó en Moca y luego en Jarabacoa el Noviciado. Por último, la residencia de los jóvenes salesianos en la Calle Galván de Santo Domingo.

Actualmente los salesianos de Don Bosco en la Inspectoría de las Antillas son unos 173 de los cuales una gran parte son dominicanos de nacimiento.

Más destacadas

Made with love bySteven Diaz